Testimonios

Trabajar con personas de todo el mundo y ayudarles a vivir más feliz ha sido una experiencia única.
Lee lo que dicen mis clientes sobre mí.


Lola Vallejo – Socia fundadora de SoulRoom

Realizar un proceso de coaching con Geertje para mí ha sido muy enriquecedor, diría que incluso terapéutico.

Coincidió con un momento en que estaba atravesando un bache en mi vida profesional. Había cambiado de trabajo recientemente y no se estaban cumpliendo las expectativas que yo me había formulado. Después de varios años de carrera profesional este cambio me había sumido en una etapa de inseguridades y desmotivación. No me gustaba la empresa, no me convencía su modo de trabajo ni su forma de tratar a los empleados.

Las sesiones con Geertje me ayudaron a sobrellevar los primeros meses y a establecer un objetivo que aunque yo ya tenía claro, ella me ayudó a fijar: cambiar de situación. Si esa realidad no era lo que yo quería ni buscaba, ¿por qué seguir allí? ¿por qué no intentar cambiarla?

Congeniamos, además, desde el primer momento. Geertje es una persona amable, educada, empática, discreta y muy prudente. Me sentí comodísima con ella. Recuerdo incluso que le decía que le estaba “abriendo mi alma”. Soy una persona bastante reservada y sin embargo con ella me sentí muy a gusto.

Ha pasado ya un tiempo, pero a día de hoy puedo decir que dejé aquel trabajo y que he montado mi propia empresa. Geertje me ayudó a reconocer que tenía muchos más recursos de los que yo creía, a conocerme mejor y a recuperar la seguridad y la confianza en mí misma que yo pensaba haber perdido.


Cristina Sánchez Estévez – Directora General en Transix S.A.

Muchas gracias Geertje por tu escucha, tu interés sincero, tu dulzura, tu acompañamiento e inestimable apoyo en mi proceso de coaching. Las sesiones contigo fueron de gran ayuda porque, decir en voz alta y bajo tu atenta mirada aquello que a solas me cuesta reconocer, ha sido el primer paso para avanzar en mi camino personal de mejora. Eres un gran coach y cuentas con mi cariño y confianza.


Angela G.

Me siento confiada, escuchada y entendida. Estoy aprendiendo mirar las cosas desde una nueva perspectiva y replantearme ideas preconcebidas.


Maria Carmen M.

Me sentí muy bien desde el primer momento, pues hubo conexión y sobre todo ella supo empatizar conmigo, lo que hizo no sentirme mal ni incómoda en ningún instante. Estoy descubriendo que soy capaz de conseguir cosas que no creía, como por ejemplo, tener algo de tiempo para mí, o poder organizar tareas de mi día a día, tanto laboral como profesional. Voy a controlar las situaciones de estrés sin que me lleguen a afectar de manera desmesurada.


Rosana V.

Ha sido un proceso enriquecedor. Me ha ayudado a reflexionar y pensar en cosas que antes hacía de forma automático.